Camiones  |  Corporación  |  MAN SE  |  Responsabilidad corporativa  |  Autobuses 

MAN pone en funcionamiento en Sudáfrica la primera planta de vehículos industriales que no genera emisiones de CO2

Implantación de la estrategia climática según lo planificado

La primera planta de vehículos industriales de MAN sin emisiones de CO2 es ya una realidad. La empresa ha dado un paso importante en la implantación de su estrategia climática logrando que el centro de producción de MAN Truck & Bus en Pinetown, Sudáfrica, se abastezca únicamente con energías renovables. Por ello, sobre los 6.300 metros cuadrados del techo de la nave se ha instalado un enorme sistema fotovoltaico de paneles solares que puede llegar a generar hasta 810.000 kWh al año, es decir, suficiente energía ecológica como para abastecer la planta y utilizar la energía sobrante en la red eléctrica local. Gracias a esta medida la producción de MAN ha conseguido reducir las emisiones de CO2 en hasta 860 toneladas anuales.

Los especialistas renovaron todos los techos de la nave antes de montar el sistema fotovoltaico. En la medida de lo posible también se instalaron tragaluces con el fin de aprovechar al máximo la luz solar. Además, el moderno aislamiento garantiza que el aire acondicionado consuma la menor energía posible. Por otra parte, se colocaron depósitos de agua de lluvia para un uso ecológico del tren de lavado de vehículos en la planta. Las aguas residuales se reciclan.

«La planta sin emisiones de CO2 de Pinetown ha sido un gran éxito gracias a la implantación de nuestra estrategia climática y ha demostrado que nos tomamos en serio todo lo que se refiere a la protección del medio ambiente. Este proyecto es un punto de referencia para una producción sostenible de vehículos industriales en África», afirma Dr. Georg Pachta-Reyhofen, portavoz de la Junta Directiva de MAN SE.

Con su estrategia climática, MAN se ha fijado el objetivo de reducir las emisiones de CO2 en un 25% para 2020 con respecto a las producidas en 2008. Una meta que está a nuestro alcance. A finales de 2014 MAN ya había conseguido rebajarlas en un 19%, lo que equivale a unas 105.000 toneladas de CO2.